Frases famosas en Buscalogratis.es

Chistes de abogados

Todos sabemos de la mala fama que tienen los abogados, aquí te dejamos unos cuantos chistes de abogados cortos y buenos que espero que te saquen alguna sonrisa.

Chistes de abogados cortos

* Un HOMBRE va a un ABOGADO a hacer una cosulta:
- ¿Y usted cuánto cobra por una consulta rápida?
- 60 euros por 3 preguntas.
- Vaya, es un poco caro, ¿no?
- Si... y digame, ¿cuál es su TERCERA PREGUNTA?


* ¿Cuál es la diferencia entre un ABOGADO y un VAMPIRO?
- El vampiro solo te CHUPA la SANGRE de NOCHE.


* ¿En qué se parecen los ABOGADOS a las BOMBAS ATÓMICAS?
- Todo el mundo los tiene porque el resto de la gente los tiene, pero
todo el mundo preferiria NO UTILIZARLOS.


El abogado y el cuervo

¿Qué diferencia hay entre un ABOGADO y un CUERVO?

Que uno es un animal de rapiña, vive de la carroña, de la basura y de lo ajeno. Acecha a su víctima y cuando se descuida, ataca. Primero le come los ojos y después termina de destrozarla.

El otro es un inocente PAJARITO NEGRO.

Chistes de abogados buenos

Chistes de abogados buenos


Reinsercción de reclusos

En una rueda de prensa:

- Y diganos, señor ALCAIDE, ¿cuáles han sido los resultados del programa experimental de REINSERCIÓN de RECLUSOS?

- Pues hemos tenido una de cal y una de arena; de los dos delincuentes que se presentaron voluntarios para el proyecto uno ha decidido hacerse ABOGADO, pero parece que el otro quiere seguir por el BUEN CAMINO.


Abogados en el cielo

En el CIELO mientras SAN PEDRO está repartiendo las HABITACIONES llegan a la vez un SACERDOTE y un ABOGADO, en eso llega el turno de ambos.
San Pedro envía al abogado a un penthouse con TV, aire y otros lujos mientras que al sacerdote lo envía a una habitación sencilla con un abanico, una vela y la Biblia.

El sacerdote enojado por lo que recibió sale a reclamar y le dice a San Pedro:
- ¿Por qué a mi, que he sido un hombre dedicado a todo lo bueno, me das una habitación sencilla y a éste que es un abogado le das un penthouse?

Y San Pedro le contesta:
- Lo que sucede es que sacerdotes tenemos de sobra, pero este es el PRIMER ABOGADO que nos LLEGA al CIELO.
Chistes de abogados cortos

Chistes de abogados corruptos


Los más fáciles de operar

3 CIRUJANOS discuten en el restaurante del hospital sus experiencias sobre las operaciones.
El primero dice:
- A mí me gusta operar a los CONTABLES, los abres y lo tienen todo numerado.

A lo que el segundo replica:
- Yo prefiero a los BIBLIOTECARIOS, tienen todas sus partes ordenadas alfabeticamente.

Y el tercero dice:
- ¡Pero los más fáciles de operar son los ABOGADOS, porque carecen de corazón y de riñones, y la cabeza y el culo son intercambiables!


El abogado materialista

Un ABOGADO se compra un BMW nuevecito y sale a mostrárselo a los otros abogados en el tribunal. Llega y estaciona en la derecha, abre la puerta para salir y en ese momento pasa un CAMIÓN y le ARRANCA la PUERTA. El abogado se baja y empieza a maldecir como un loco.

Toma su teléfono celular y llama a la policia, que llega muy pronto:
- ¡Mi coche recien sacado del concesionario! ¡Este animal, bestia, me arranca la puerta!

Sigue así hasta que el policia le dice:
- Pero señor, ¿cómo puede ser usted tan materialista?, ¿no se ha dado cuenta que el camión, cuando se llevo la puerta, también le ARRANCO el BRAZO desde el codo?

El abogado se mira el muñón atónito y dice:
- ¡Mierda! ¿Dónde está mi ROLEX?"
Chistes de abogados graciosos

Chistes de abogados contra ingenieros


2 abogados y 1 ingeniero

2 ABOGADOS iban en un vuelo a Seattle. Uno de ellos se sentó junto a la ventana y el otro en el asiento del medio. Al momento de despegar, un INGENIERO se sentó en el asiento del pasillo, junto a los dos abogados. El ingeniero se quitó los zapatos y se disponía a dormir cuando el abogado de la ventana dijo:
- Creo que voy a levantarme por una COCA-COLA.
- No hay problema, yo se la traigo - dijo el ingeniero.

En cuanto fue por el refresco, uno de los abogados tomó uno de los ZAPATOS del ingeniero y ESCUPIÓ dentro. Cuando volvió con la cola, el otro abogado dijo:
- Ya se me antojó. Yo también voy a ir por una.

Nuevamente el ingeniero se levantó gentilmente por otra Coca-cola; en cuanto se fue el otro abogado tomó el segundo ZAPATO del ingeniero y ESCUPIÓ dentro de él. El ingeniero regresó y todos se sentaron por un buen rato sin hablar.

Cuando el avión estaba aterrizando, el ingeniero se puso los zapato y descubrió lo que había pasado. Entonces se puso muy serio y dijo:
- ¿Hasta cuándo va a seguir esto? Este celo entre nuestras profesiones, este odio, esta animosidad, este ESCUPIR en los ZAPATOS y MEAR dentro de las COCA-COLAS.
Chistes gráficos de abogados

Chistes de abogados graciosos


Un abogado en el cielo

Un ABOGADO se muere y se va al CIELO, llega y toca la puerta. En eso sale SAN PEDRO y le dice:
- ¿Tú quien eres?
- Yo soy ABOGADO y me han mandado al CIELO. - responde al abogado. - ¡No, no! tú no puedes entrar aquí.
- ¿Pero cómo que no puedo entrar?, ¿tú quién eres para decirme que no puedo entrar?
- ¿Cómo?... yo soy San Pedro, el que decide si entras o no.
- A ver, ¿dónde está tu título que dice que eres SAN PEDRO, el único que puede dejar o no entrar al CIELO?"
- Un momento - dice San Pedro, y se va corriendo a buscar a JESÚS y le cuenta lo que pasa con el abogado.

Entonces sale Jesús:
- Bueno, hombre, al parecer tú no puedes entrar al cielo porque ya NO TENEMOS ESPACIO, y ya... ya no pues.
- ¿Cómo que no hay sitio, tú quién eres para que no dejarme entrar?
- Yo soy Jesús, el hijo de Dios, y te digo que ya no puedes entrar al cielo.
- ¿Cómo que hijo de Dios?, ¿qué Dios?, a ver, enseñame tu partida de nacimiento donde dice que eres el hijo de Dios.

Entonces JESÚS va a buscar a DIOS:
- Papá... allá afuera hay un abogado que quiere entrar al cielo, primero le pidió su título a San Pedro, luego me pidió partida de nacimiento para ver si soy hijo de Dios... ¿qué hago?
- Ya, ya, ya... déjalo entrar, ¡no vaya ser que me pida la PARTIDA de MATRIMONIO!


El moribundo y el abogado

Un HOMBRE en su LECHO de MUERTE reunió a su ABOGADO, su DOCTOR y el SACERDOTE de su parroquia, y les entregó a cada uno un sobre con $25,000 en efectivo. A cada uno le hizo prometer que tras su muerte pondrían los 3 sobres en su ATAÚD, ya que quería tener suficiente dinero en la otra vida.
Una semana más tarde el hombre MURIÓ. En el velorio, el abogado, el doctor y el cura depositaron un sobre en el ataud y se despidieron de su amigo.

Casualmente, los tres se encontraron MESES DESPUÉS. El SACERDOTE, sintiéndose culpable, confesó que el sobre sólo contenía $10,000, ya que pensó que en lugar de desperdiciar ese dinero, podía aprovecharlo para una BUENA OBRA.
El MÉDICO, conmovido por la sinceridad del cura, confesó que él también se había quedado con parte del dinero y que el sobre sólo contenía $8,000.

Para entonces el ABOGADO estaba que expoltaba de ira. Dijo que estaba profundamente desilusionado del comportamiento de sus dos amigo. Y añadió:
- Yo soy el único que respetó la promesa que hicimos a nuestro amigo. Quiero que sepan que el sobre que puse en el ataud contenía la cantidad completa. ¡De hecho, mi SOBRE contenía un CHEQUE NOMINAL por los $25,000!